martes, 15 de octubre de 2013

Londres es una ciudad muy cara



A muchas personas les da pereza viajar a Londres. No tienen el Euro, por lo que debes cambiar moneda. La Libra es más cara que el Euro, por lo que nos duele un poco gastar. Y además, por su nivel de vida, es un país más adelantado que el nuestro y, por ende, más caro. Si sumamos a todo esto que aún tienen a Gibraltar como su colonia…
Pero no debemos dejarnos convencer por estas excusas. Londres es un destino turístico excepcional, una ciudad para visitar varias veces en tu vida. Y si es por dinero, hoy os mostraré que Londres no es tan caro como lo pintan.


Vuelos

Lo primero que debemos tratar es la forma de llegar a Londres. Desde España la mejor opción es coger el avión. Tienes diversos aeropuertos, y según con la compañía que viajes te dirigirás a uno u otro. Las opciones de encontrar vuelos baratos son muy altas pues podéis viajar con las principales compañías Low Cost, tales como Ryanair o EasyJet. Los dos aeropuertos principales son Heathrow y Gatwick. Yo viajé con Air Europa al aeropuerto de Gatwick y el vuelo apenas duró dos horas. Como nos daban varios periódicos el trayecto se hizo muy corto. 

La primera manera de ahorrar al llegar al aeropuerto es saber que medio de transporte te puede llevar hacia el centro de la forma más económica posible. Yo escogí el tren por la comodidad a la hora de llevar las maletas. Existe un tren para los incautos turistas llamado Gatwick Express. Por casi 20 libras os llevarán a la estación Victoria en una media hora. Pero también existe la posibilidad de coger otro tipo de trenes locales cuyo precio es muy inferior. Nosotros cogimos el de la compañía Southern Railway y en apenas 50 minutos nos plantamos en la estación de London Bridge. El precio, en 2011 unas 8 libras. Y si aún os parece caro tenéis la opción del autobús. Por un par de libras llegareis a Londres (Victoria), aunque estaréis allí metidos hora y media.

Museos

La mayoría de los museos en Londres son gratuitos para todos los visitantes, independientemente de edad o nacionalidad. Esto significa que podremos pasar unas entretenidas horas a cubierto (el tiempo en Londres es bastante más desagradable que el nuestro) y, de paso, culturizarnos un poco.

Como somos españoles muchos desconfiarán de la gratuidad de los museos. En nuestro país, todos los lugares que son gratuitos no valen mucho la pena. Si existe algo merecedor de una visita, pues se cobra. Así somos los españoles. Pero resulta que los ingleses tienen otro concepto de la cultura. Para ellos merece la pena que la gente pueda optar a visitar la cultura atesorada por su país, y eso, amigos míos, es un lujo único en el mundo.

En Londres existen multitud de Museos, por lo que sólo os voy a comentar los más importantes. Los imprescindibles.

En primer lugar, y no porque sea historiador, os debo recomendar el British Museum. Junto al Louvre en París, el Prado en Madrid, los Museos Vaticanos en Roma y el Metropolitan Museum de Nueva York es uno de los museos más importantes del mundo. Todo lo que os cuente es insuficiente en esta entrada tan corta, por lo que os dejo en enlace de la página oficial. Tan sólo decir que no tiene precio poder ver en un mismo día la Piedra Rosetta, los bajorrelieves asirios del rey Asurbanipal o las esculturas que adornaron el Partenón de Atenas. Personalmente me encantaron las salas dedicadas a Egipto o Mesopotamia, las cuales atesoran piezas que hemos visto millones de veces en los libros. Como curiosidad indicar que posee una gran colección de piezas chinas o japonesas que no tenemos ocasión de ver habitualmente.

Para los amantes de la pintura el museo imprescindible es la National Gallery, un imponente edificio que corona la Trafalgar Square. Si os gustó el Prado éste museo no os decepcionará. “La Venus del espejo” de Velazquez es suficiente reclamo para no dejar pasar la visita. Y si aún os quedan ganas de ver arte (tal vez otro día) justo en la parte posterior del edificio os encontrareis con la National Portrait Gallery, un pequeño museo dedicado a los retratos.

El Museo de Historia Natural de Londres es para mí otra visita obligada. Os debéis desplazar exclusivamente para verlo hasta Cromwell Road, South Kensington (misma parada de metro), pero os aseguro que merece la pena. El edificio en sí resulta sobrecogedor desde el exterior. Y cuando entras y observas el hall principal, bueno, olvidas que vienes a ver piezas de un museo. Es tan gigantesco que podrías pasar el día visitándolo, por lo que tendrás que planificar lo que quieres ver. Sin duda, la sala imprescindible es la que conserva los esqueletos de grandes dinosaurios. Impresionante. La típica visita donde disfrutarán igual niños y mayores.

Si os gusta el Museo Reina Sofía de Madrid no podéis dejar pasar la ocasión de visitar la Tate Modern, el museo de arte moderno más visitado del mundo. Picasso, Dalí, Warhol… Además, como curiosidad os comentaré que posee un gran panel cronológico donde poder descubrir las principales tendencias artísticas del S.XX.  

Un museo curioso que visité cuando fui a Londres fue la casa-museo de Sir John Soane, un excéntrico arquitecto que entre sus muchísimas posesiones tenía un sarcófago de alabastro de Seti I. Si tenéis un rato libre es una pasada de visita, y muy corta.

Y para los monumentos y museos de pago existe una página donde podéis conseguir descuentos 2x1 junto a vuestro billete de tren (ese mismo que os comprasteis en el aeropuerto, por ejemplo.Un consejo, no lo metáis en ninguna máquina u os quedareis sin ellos). El enlace esta aquí. Son los famosos Days Out Guide 2for1 London.

Yo conseguí un cheque para ver la Torre de Londres a mitad de precio. También existen cheques para ver la Catedral de San Pablo, el London Eye o el Museo de cera Madame Tussauds. Si tenéis suerte y os coinciden las ofertas cuando visitáis Londres os ahorrareis un montón de Euros.

Otras atracciones gratuitas

Además de museos existen muchos otros lugares de interés gratuitos en Londres, cuya visita no podemos dejar pasar. Uno de ellos son los parques. Hyde Park es el más grande. Paseando por él encontraremos las famosas tumbonas a rayas y, tal vez, algún personaje cabreado en Speakers Corner. Justo a continuación tenemos los jardines reales del Palacio de Kensington, el cual posee una pequeña estatua dedicada a Peter Pan. Con todo, mi preferido es Regent´s Park, con su precioso lago y su zoo.

El Cambio de Guardia junto al Palacio de Buckingham es una de las atracciones más curiosas que visitarás en Londres. Todos los días, entre mayo y julio, a las 11.30 H podréis disfrutar del espectáculo. Os aconsejo llegar antes para coger un buen sitio, pues todos los días acuden cientos de personas. El resto del año se sigue realizando cada dos días, salvo días de lluvia, y podéis consultar los horarios aquí

Junto a la estación Victoria encontrareis La Catedral Westminster (no confundir con la abadía de Westminster), único templo cristiano de la ciudad. Su visita merece la pena por los preciosos mosaicos que conserva en su interior.

Pasear por la City de Londres tampoco tiene desperdicio. Sus enormes rascacielos y las prisas de los ejecutivos os sumergirán en el Londres más cosmopolita y vertiginoso. Entre sus muchos rincones curiosos está la Temple Church, la iglesia de los caballeros templarios. Se encuentra ubicada en una pequeña plaza a la que se accede por un estrecho callejón desde Fleet St. Su entrada es muy módica (3 libras) y resulta una visita curiosa e interesante por la belleza de la pequeña iglesia.

Comida

Yo no suelo visitar muchos restaurantes en mis visitas al extranjero. Vivo en Madrid y puedo optar a comer cualquier tipo de comida todos los días del año. Cuando viajo quiero algo rápido y económico. Y, en verdad, Londres fue el lugar de vacaciones donde mejor pude comer.

Sus tabernas-restaurantes no son caras y por unos 10puedes comer sus famosos Fish&Chips. Igualmente tienes un montón de pizzerías y hamburgueserías por doquier en los principales lugares turísticos. Y, por último, existen numerosos supermercados (Tesco, Sainsbury´s...) que ofrecen gran variedad de comida rápida, caliente y fría. Son una opción excelente para comer en un parque de forma rápida y barata. Me encantaron sus sándwiches y sus tartas de postre. Y si nada de esto te gusta siempre puedes acabar en un buffet libre de Chinatown.

Alojamiento

Los alojamientos en Londres, como los de todas las capitales europeas son caros debido a su situación, pues en cuanto a servicio y calidad de las habitaciones dejan mucho que desear. Yo os dejo el enlace del hotel donde estuve alojado. No era para tirar cohetes pero estaba limpio y tenía un desayuno lo suficiente abundante como para pasar bien la mañana.

Transporte

A mí me gusta patearme las ciudades y descubrir los rincones preciosos que albergan, pero por mucho que os guste caminar Londres es inabarcable para un peatón.

Debéis utilizar los medios de transporte os guste más o menos y en ese caso lo mejor es comprar la llamada Travel Card. Se trata de la forma más sencilla de viajar en todos los medios de transporte de Londres (autobús y metro). Existe una tarjeta que sirve para 24 horas y otra que dura una semana completa (rentable si la utilizáis cuatro días como mínimo). Su precio puede pareceros un poco alto al principio (la de 24 H cuesta unas 8-9 libras) pero si lo comparáis con el precio del billete sencillo de metro (unas 4 libras) resulta ser una ganga.

Además, tanto los metros como los autobuses son tremendamente frecuentes y regulares, por lo que no tendréis problemas para moveros fácilmente.

Mapas y enlaces de interés

En la página www.londres.es tenéis toda la información necesaria para planearos el viaje a Londres. Tiene un mapa interactivo que resulta muy útil para planear las distintas excursiones. Además podéis consultar los horarios y precios de todas las visitas turísticas de Londres. En mi caso fue la mejor página para planificar el viaje a Londres. Si además queréis tener la información de otros viajeros y sus experiencias en la visita no podéis dejar pasar la ocasión para visitar www.losviajeros.com.

Por último os dejo unas pocas fotos para abrir boca…

La Torre de Londres

Las famosas cabinas y sus autobuses de dos pisos

Skyline de Londres

El cambio de Guardia

Pieza egipcia del British Museum

Mosaicos Catedral Westminster

El Big Ben

London Bridge in the night

Obras de la Tate Modern


1 comentario:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...